Páginas vistas en total

martes, 29 de julio de 2014

LA HEPATITIS.

Esta enfermedad hace referencia a una inflamación del hígado que puede aparecer por varios motivos, generalmente por infecciones, virus, el alcohol, las drogas o a causa de enfermedades autoinmunes como el sida.
El consumo de agua y de alimentos contaminados puede producir hepatitis A y E., por otra parte la hepatitis B, C y D se producen a consecuencia del contacto con sustancias contaminadas como la sangre o equipos médicos que han sido contaminados. La hepatitis B también hace referencia a la transmisión de la enfermedad de la madre al recién nacido o el contacto sexual.


Los síntomas de esta patología pueden ser agudas o crónicas. La aparición aguda tiende a la pronta mejoría, sin embargo la forma crónica de la enfermedad puede ser grave desembocando en una insuficiencia hepática o a un cáncer. 
La gravedad de la patología dependerá de la causa y de la presencia de una enfermedad de base. Los síntomas generalmente de una hepatitis son: malestar general, dolor muscular y articular, dolor de cabeza, síntomas digestivos como la falta de apetito, diarreas, náuseas y vómitos., posteriormente aparecen síntomas propios de una enfermedad del hígado como la ictericia (coloración amarillenta de la piel y mucosas). La ictericia es producida por el aumento de bilirrubina en la sangre., otro síntoma es la orina de color oscura y heces teñidas, no obstante también se produce mal aliento, sabor amargo en la boca y dolor abdominal.



Las causas mâs importantes de esta enfermedad es el consumo de alcohol y de drogas., el consumo excesivo de alcohol deriva a una cirrosis hepática que puede ser mortal. 
El tratamiento nutricional es fundamental en todas las enfermedades., el hígado regula el metabolismo de nuestro organismo, cumple funciones muy importantes, es necesario cuidarlo a través de una vida sana.

4 comentarios:

  1. Muchas gracias doctora por la propuesta de tan interesante tema, en verdad es vital poner cuidado con todos los síntomas que puedan generarse de las enfermedades propias del higado, ya que estas pueden tener un desenlace fatal, sino se les pone cuidado a tiempo, un gran abrazo y como siempre felicitaciones¡

    ResponderEliminar
  2. Hola Oscar., muchas gracias por tu comentario., es fundamental conocer la sintomatologia de esta enfermedad y como puede ser adquirida para poder con ello evitarla y crear conciencia. Un abrazo.! =)

    ResponderEliminar
  3. Hola Giselita. Aquí nuevamente volviendo por tu blog, el cual lo encuentro bastante bien ordenado y con más nexos y links. Tu blog merece ser ampliamente difundido.

    En cuanto al tema de este post, la hepatitis es brava. Yo la tuve a la edad de 9 años, y felizmente me tomó cuando era niño. Y muchos no valoran la importancia que tiene el hígado en nuestro organismo, y lo castigan duro ingiriendo licor en cantidades excesivas. Y cuando el problema aparece, a veces puede ser muy tarde.

    Te mando un abrazo super grande a la distancia.

    LUCHO

    ResponderEliminar
  4. Hola Lucho., muchas gracias por tus palabras., como dices la hepatitis es una enfermedad de importancia ya que puede ser muy grave., por esa razón se debe prestar mucha atención a como se puede contraer la enfermedad y por ende evitarlo. Un fuerte abrazo Lucho y nuevamente muchísimas gracias..! =)

    ResponderEliminar